Actualitat de l´Alt Vinalopó, el Vinalopó Mitjà, l´Alcoià, El Comtat i l´Alacantí
Generalitat Valenciana

La AVSRE y la EMSHI celebran un simulacro de incendio forestal y de incidente químico en el entorno de la planta potabilizadora de agua en Manises

La Agencia Valenciana de Seguridad y Respuesta a las Emergencias (AVSRE) y la Entidad Metropolitana de Servicios Hidráulicos (EMSHI) han realizado este miércoles un simulacro de emergencias en los alrededores de la planta potabilizadora de aguas “La Presa” del Ayuntamiento de València, ubicada en Manises, una infraestructura crítica que abastece a 48 municipios del área metropolitana de València.

 

En el ejercicio de simulación, que ha hecho coincidir un incendio forestal y un incidente químico en el interior de la potabilizadora, han participado 215 efectivos de 22 organismos de emergencias y 60 voluntarios y voluntarias.

La consellera de Justicia, Interior y Administración Pública, Gabriela Bravo, acompañada por los responsables de los cuerpos intervinientes y de otras autoridades, ha presidido la comitiva oficial que ha visitado los diferentes escenarios donde se desarrollaba el simulacro.

 

Bravo ha destacado “la buena coordinación entre todos los organismos que intervienen en una emergencia real” y ha puesto en valor que este tipo de ejercicios “son fundamentales para reforzar los protocolos de actuación”. “La ciudadanía puede estar tranquila y sentirse segura, hoy hemos comprobado que nuestros servicios de emergencias están completamente preparados para afrontar con eficacia y rapidez cualquier situación de crisis, incluso en casos complejos en que se produjera una emergencia donde confluyan diversos riesgos de forma simultánea como hemos visto en este simulacro”, ha añadido.

 

Durante el ejercicio, la AVSRE ha coordinado un equipo de 215 efectivos procedentes de 22 organismos de emergencias y otras entidades, como el Servicio de Bomberos y Bomberas Forestales de la Generalitat; bomberos del Consorcio Provincial de Valencia y municipales de València; personal sanitario de la Conselleria; los ayuntamientos de Manises, Riba-roja y València; y efectivos de las fuerzas y cuerpos de seguridad como la Policía de la Generalitat, la Policía Nacional, la Guardia Civil y las Policías Locales de Manises y Riba-Roja. Además, el simulacro ha contado con la participación de personal técnico de Iberdrola y de Ferrocarrils de la Generalitat.

Por otra parte, también han participado 60 personas voluntarias, estudiantes del módulo superior Formación Profesional de Emergencias y Protección Civil de centros educativos de Bétera y Mas Camarena (Paterna), que han intervenido como figurantes.

Protocolos de actuación ante riesgos simultáneos

El ejercicio de simulación ha permitido a todos los organismos participantes poner en práctica los protocolos de actuación ante la activación del Plan Especial frente al riego de Incendios Forestales, el Plan Territorial Municipal de Manises y el Plan Territorial de Emergencias de la Generalitat.

El ejercicio se ha desarrollado en cinco escenarios diferentes. El primero de ellos ha sido en el cauce del Túria, a la altura de la urbanización La Presa de Manises, donde se ha simulado el origen de un incendio forestal que ha requerido la intervención del Servicio de Bomberos y Bomberas Forestales de la Generalitat y del Consorcio Provincial de Bomberos de Valencia. El avance del fuego hacia la urbanización y la posible afectación a la planta potabilizadora ha hecho que el Centro de Coordinación de Emergencias (CCE) ordenara la evacuación de la primera línea de viviendas de la urbanización y el confinamiento del resto del vecindario.

Debido a este incidente, el Ayuntamiento de Manises ha activado su Plan Territorial Municipal, constituyendo un Centro de Coordinación Municipal (Cecopal) para coordinar los recursos necesarios en la atención a la población figuradamente afectada, primero por el fuego y luego por la fuga de gas en la planta.

En la planta potabilizadora de agua “La Presa”, gestionada por la EMSHI a través del Ayuntamiento de València, se ha activado el Plan de Emergencia Interior y se ha evacuado al personal no crítico ante la cercanía del incendio. Se ha simulado la parada de la potabilizadora, una infraestructura esencial para la ciudadanía, dado que se encarga del abastecimiento del agua para consumo humano de la ciudad de València y de otros 48 municipios de su área metropolitana

Además, coincidiendo temporalmente con el incendio forestal, cuando en la potabilizadora se ha realizado la evacuación del personal a un punto seguro de encuentro, se ha producido una fuga de cloro en la sala de almacenamiento de este producto, que utilizan como desinfectante en la línea de tratamiento. El equipo de intervención de la potabilizadora se ha dirigido a la reparación de la fuga, pero se ha agravado la situación por la presencia de la nube de humo provocada por el incendio, que ha dificultado las tareas de reparación y ha dejado accidentado a un trabajador. Ante esta situación, el CCE ha activado el Plan Territorial de Emergencias de la Comunitat Valenciana y ha requerido la intervención de equipos RBQ (riesgo radiológico, biológico o químico) del Consorcio de Bomberos de Valencia y de los bomberos del Ayuntamiento de València, y un bombero ha resultado accidentado también.

La fuga ha quedado subsanada, se han atendido a los accidentados y se ha resuelto el incidente, con la colaboración de todas las administraciones implicadas. A pesar de los severos escenarios, se ha garantizado el suministro de agua potable a València y su área metropolitana.

Los otros dos escenarios del simulacro han sido el Parque fluvial del Túria y el área recreativa La Presa de Manises, donde se ha evacuado a excursionistas, transeúntes y deportistas. El Puesto de Mando Avanzado desde donde se ha coordinado toda la operación se ha situado en el aparcamiento de la estación La Presa de Metrovalencia.

1103